Le gustan las mas nalgonas y darle su merecido por portarse mal

Videos XxX
0 Vistas
|

Estaba muy inspirado que no podía detenerme, movía mis caderas con violencia y en respuesta ella se estremecía de éxtasis, la envestí con tal rudeza que ambos nos arqueamos en la cama y soltamos tremendos gritos de placer sus dedos más suaves más ligeros más rápidos sabía exactamente dónde dar placer. Me encontraban las mas nalgonas y me gozaba, también busqué desesperado su vagina debajo de su calzón, la sentí mojada queriendo ser tocada; un placer fuera de lo común. Nunca había sentido tantos orgasmo juntos y fuertes, duramos más de una hora sentía ese rico y delicioso a reventar hasta que me dijo que ya no aguantaba mas y que se iría explotar;